NEWS | Sept. 1, 2015

Bombero de Belice Personifica el Trabajo en equipo en CENTAM SMOKE

By Maria Pinel Relaciones Públicas/Fuerza de Tarea Conjunta Bravo

La semana pasada, un grupo de 35 bomberos Centroamericanos se reunieron en  la Base Aérea Soto Cano, Honduras para mejorar su interoperabilidad junto con miembros del departamento de bomberos de la Fuerza de Tarea Conjunta Bravo. Estos bomberos pusieron sus habilidades a prueba en una serie de escenarios que requirieron trabajo en equipo y perseverancia.  

Miguel Matus, un valiente bombero de Belice por más de 20 años personifica lo que es trabajo en equipo.  El Servicio Nacional de Incendios de Belice cuenta con un total aproximado de 100 bomberos a su servicio para una población estimada de 347,600, lo cual hace esta labor aun más ardua y peligrosa, pero al mismo tiempo más heroica y dependiente de un buen trabajo y coordinación en equipo.

Siempre disponible para ayudar a sus compañeros y asistirles ya sea traduciendo del inglés al español, hasta en lo más sencillo como ayudarles a cargar o ponerse el equipo, Miguel siempre estuvo a la disposición de sus colegas Centroamericanos y preparado para que como equipo pudiesen lograr las metas. Nunca dejo de motivar a sus compañeros ni perdió el enfoque, y es precisamente este el propósito de CENTAM SMOKE: preparar mejor a los compañeros Centroamericanos, junto con sus contrapartes estadounidenses,  para poder brindar una mejor asistencia en caso de desastres naturales y apoyarse mutuamente en la región.

Tras su graduación, en una breve entrevista Miguel tuvo esto que decir:

P: ¿Como ha sido su experiencia al trabajar con representantes de toda Centro América y Estados Unidos?
R: Me he dado cuenta que en Belice hemos teniendo la oportunidad de participar en muchos entrenamientos con los Estados Unidos y estando aquí veo que los otros países no han tenido la misma oportunidad, pero eso no me hace mas grande,  si no que más bien me motiva a apoyarles y sé que van a ir a sus países a ponerlo en práctica. Este es el motivo de traernos, ayudarnos mutuamente en un ambiente diferente y esto nos hace tener más amistad.

P: ¿Qué se necesita para ser un bombero?
R: Para ser un bombero tienes que tener disciplina. Hay puntos en que sientes que ya no puedes más y te desesperas y hay algo que te dice "puedes". Estas para ayudar. Esto es lo más difícil, trabajar bajo presión, hay que tener paciencia y así vas a tener más valor para llegar a tu meta, y no tener miedo. Como dice el dicho, "Las personas corren del fuego y los bomberos locos corren hacia él". Tenemos que prepararnos psicológicamente y físicamente para un incidente, y saber que la mente controla al cuerpo.

P: ¿Cómo se siente cuando salva a una persona de un incidente?
R: Feliz. No creo que haya palabras para decir lo alegre que se siente, aunque entramos y salimos sin pensarlo, porque si lo pensamos eso nos puede afectar.

P: ¿Qué es lo más difícil de su trabajo?
R: Lo más difícil es querer hacer todo al mismo tiempo. Pero tenemos que planear como hacerlo paso a paso si no nos podemos encontrar en problemas y quizás no regresemos a casa. Tenemos que hacer las cosas con cuidado y con cautela, recordemos que tenemos que rescatar vidas, es nuestra meta, más allá de las cosas materiales.

P: ¿Qué es lo más gratificante de su trabajo?
R: Lo que me hace sentir mejor es ir a trabajar y regresar a casa. Nuestra meta es ir a trabajar y regresar a casa, sanos y salvos.

P: Me comento uno de sus compañeros que en Belice únicamente hay un aproximado de 100 bomberos para todo el país ¿Qué opina sobre esto?
R: Pienso que es muy poco. Belice es pequeño pero demanda mucho trabajo, necesitamos conseguir más personal, mas equipo y así mejorar nuestro trabajo. Queremos salvar pero corremos riesgo con nuestras vidas por no tener el equipo adecuado, muchas veces hay que improvisar.

P: ¿Por qué cree que es así?
R: Para empezar es un trabajo arduo. Usted lo vio: el equipo es pesado y te tienes que entregar a este tipo de trabajo, tu mente no puede estar en tu casa o en fiestas, este trabajo es de mucha dedicación. Aun en prácticas nos podemos lastimar. Hay que tener la mente en el trabajo y dejar todo lo demás por fuera.

P: ¿Y usted porque lo hace?
R: Es algo que ya lo llevo en la sangre. Al principio es algo pesado pero con los años ya te vas adaptando. 

P: ¿Qué significo para usted haber participado en CENTAM SMOKE?
Respuesta: Esto fue algo muy importante. Es una buena y nueva experiencia, el avión es nuevo y donde yo estoy hay un aeropuerto pequeño, siempre me he preguntado si pasara algo, ¿cómo haríamos? Ahora puedo decir que ya se algo y puedo seguir adelante.También ganamos amistad y sabemos trabajar con los demás compañeros Centroamericanos. Estamos preparados para algo que no queremos que suceda, un desastre grande, y pueda que algún día nos encontremos y sepamos coordinar. Hemos aprendido de estar todos juntos, de estar con otros colegas y discutir cómo podemos seguir y como comunicarnos entre las diferentes estaciones de nuestros países. Aunque en la realidad seria todo diferente porque sería una sorpresa, aquí hemos planeado, pero planeamos para las sorpresas.  

Así como para Miguel, quien se unió a los bomberos porque le gustaba el desafío, todos los Centroamericanos que participaron en CENTAM SMOKE tienen el reto de poner lo aprendido en práctica al regresar a sus países, y compartir sus experiencias con sus respectivos escuadrones, tras haber culminado el ejercicio CENTAM SMOKE, después de practicar juntos para ser mejores compañeros, mejores bomberos y mejores héroes para Centro América.