NEWS | June 24, 2021

FTC-B recibe representantes de MANSUCOPA en Soto Cano

By Maria Pinel Oficina de Relaciones Publicas

Líderes de la Fuerza de Tarea Conjunta-Bravo y del Comando Logístico (ASA por sus siglas en ingles) recibieron a los alcaldes y líderes civiles de los departamentos de Comayagua y La Paz en la Base Aérea Soto Cano, Honduras, para continuar el legado de asociación y cooperación entre la Fuerza de Tarea y sus socios hondureños, el 23 de junio.

"Como vecinos de esta región nos esforzamos por fortalecer la cooperación con nuestros socios y ayudar en todo lo que podamos," dijo el Coronel del Ejército de los Estados Unidos Steven Gventer, comandante de la FTC-Bravo. "Estos compromisos nos ayudan a entender las necesidades de nuestros socios y son fundamentales para nuestro éxito colectivo a través de los programas médicos, las Caminatas de Amor y la asistencia humanitaria".

Entre los visitantes se encontraban representantes de la Mancomunidad de Municipios del Suroeste de Comayagua y La Paz (MANSUCOPA), una asociación formada por nueve municipios de los departamentos de Comayagua, La Paz y Francisco Morazán, que promueve el desarrollo conjunto y programas culturales y ambientales para proporcionar seguridad, estabilidad y mejoras en la infraestructura.  

"Quiero agradecer a la Fuerza de Tarea por todo lo que han hecho, porque han hecho mucho en mi municipio y por la región," dijo Néstor Mendoza, alcalde de la Villa de San Antonio, durante el evento.

La FTC-B tiene su sede en la Base Aérea Soto Cano, situada entre ambos departamentos, y lleva a cabo múltiples compromisos de colaboración a través de la oficina de Asuntos Civiles, intercambios de colaboración médica en clínicas locales con el Elemento Médico e intercambios de expertos con las fuerzas locales y los departamentos de bomberos a través del Destacamento de Policía Militar y el 612 Escuadrón Aéreo.

La Fuerza de Tarea también ha realizado varias donaciones de suministros y equipos de protección personal en medio de la actual pandemia de COVID-19 a través del Programa de Asistencia Humanitaria del Comando Sur de los Estados Unidos, valoradas en más de $100,000.  

"Llevamos casi 40 años en Soto Cano y nuestra colaboración no ha hecho más que fortalecerse en tiempos difíciles," dijo Gventer. "Ya sea con la pandemia en curso o con los recientes esfuerzos de ayuda, estamos aquí para nuestros amigos y socios en Honduras y en toda América Central como lo hemos hecho desde 1983."